No seas original, mejor sé auténtico

“Original: Se aplica a la persona o cosa singular o poco corriente:”

Se hacen tantas rarezas en nombre de la originalidad. Feas, absurdas. Esa obsesión por ser diferente a cualquier precio, como si fuera requisito para ser considerado por la gente. Preocupación de muchos, tanto clientes como profesionales de la comunicación.

Mejor sé auténtico. Mirá para adentro, descubrí en escencia lo mejor que tenés para dar y comunicalo. Que tu logo te represente. Tu sitio web, tus palabras, tu presencia en las redes sociales, que todo sea una expresión coherente de quién sos o lo que hacés.

Que esté basado en lo que hay adentro, y no en una diferenciación forzada con el afuera. Que no necesite retoques ni adornos. Simple, claro, que deje brillar lo mejor de vos.